martes, 15 de enero de 2019

ANALIZADOR DE LA PIEL

A veces no sabemos muy bien si los tratamientos faciales que usamos están siendo realmente eficaces y estamos consiguiendo los resultados deseados y si queremos analizar el estado de nuestra piel, aunque lo ideal es acudir al dermatólogo o a un centro estético, una opción muy cómoda es hacerlo mediante dispositivos asequibles que podamos usar en nuestras casas.

Yo, personalmente, y siguiendo fielmente los consejos de una de mis cosmetólogas favoritas, África Montejo, adquirí en Amazon este analizador de la piel.


Los valores de referencia de la grasa en la piel son algo distintos:
- Piel húmeda / hidratada: 16% - 22%
- Piel normal: 23% - 33%
- Piel grasa: 34% - 63%

El dispositivo no sólo mide los niveles de agua y grasa en la piel, sino también la elasticidad mediante 5 iconos expresivos en la pantalla LCD.


La pantalla LCD puede mostrar tres colores distintos:
- La luz roja indica una falta grave de hidratación
- La luz verde indica equilibrio entre agua y grasa
- La luz naranja indica una alta saturación de hidratación y grasa.



En la parte posterior del dispositivo encontraremos una luz violeta que nos indica si existen partículas fluorescentes, por ejemplo en una mascarilla facial tipo tisú.

Son nanopartículas que no suponen ningún riesgo para la salud debido a que su presencia es ínfima, pero si podemos evitarlas, mejor que mejor.





Lo ideal es hacer comparaciones y varias mediciones a lo largo del día. Yo por ejemplo, inicio mi rutina facial por la mañana y después del tónico (que ayuda a restablecer el ph de la piel tras la limpieza) me hago la medición tanto en frente, nariz y pómulos. Finalizada mi rutina vuelvo a medir las mismas zonas y pasadas unas horas lo mismo (no a diario, claro). Así puedo comprobar si las cremas, sérums, esencias... realmente son eficaces en mi piel.

¿Has probado alguna vez un dispositivo como éste? ¿Cómo fue tu experiencia?


No hay comentarios:

Publicar un comentario